Con la cirugía de orejas se consigue reposicionar las orejas prominentes, comúnmente conocidas como “orejas de soplillo” a una posición más normal, más pegadas a la cabeza; y reducir el tamaño de las orejas grandes.

Es una de técnica de cirugía plástica muy frecuente en los hombres ya que permite corregir la posición y forma de las orejas.

¿En qué consiste la otoplastia?

La otoplastia es una cirugía ambulatoria que suele durar entre 1 y 2 horas con anestesia local y sedación.

Para practicar la otoplastia, generalmente se realiza una pequeña incisión en la parte posterior de la oreja, permitiendo dejar una cicatriz prácticamente invisible. A partir de esta incisión el cirujano remodela el cartílago de la oreja haciendo que se pliegue en los sitios adecuados, reduce la profundidad de la concha y elimina el exceso de piel.

Share This